IU censura el profundo cinismo del que Zoido hace gala apostando en falso por la Semana Europea de la Movilidad

El portavoz de Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Sevilla, Antonio Rodrigo Torrijos, ha reprochado este jueves al Gobierno local el “profundo cinismo” que muestra al sumarse a la Semana Europea de la Movilidad y ha recordado al alcalde, Juan Ignacio Zoido, que “la apuesta por la sostenibilidad es algo más que dejarse fotografiar un día en unas jornadas de concienciación ambiental”.

Torrijos ha denunciado la “impostura” del PP y su último intento por “engañar” a los sevillanos “promoviendo una movilidad que luego no pone en práctica”. En este sentido, ha asegurado que “de nada vale apoyar este tipo de campañas si después no hay una voluntad política clara durante todo el año de incentivar los medios de transporte no contaminantes como la bicicleta”.

Asimismo, Torrijos ha criticado los contenidos y el formato escogidos por el Gobierno local para la Semana Europea de la Movilidad 2012, calificándolos de “excesivamente light”. “Nos parece una programación realmente insuficiente y pobre”, ha dicho el concejal de IU, quien ha echado de menos propuestas de mayor impacto social, entre las que ha mencionado la Ciclovida, aquella iniciativa de sensibilización medioambiental impulsada por su fuerza política en el mandato anterior que consistía en cortar la circulación del tráfico motorizado en un tramo de la Ronda Histórica como una forma más de recuperar la calle para la convivencia ciudadana.

En opinión de Torrijos, el PP se ha limitado a “cubrir el expediente” y a querer pasar de puntillas por la Semana Europea de la Movilidad recurriendo a un mínimo de actividades “de corto alcance y relieve”. “Se trata de un mero paripé”, ha advertido, para acto seguido lamentar además la preeminencia de concesionarios de coches y empresas petroleras entre los patrocinadores de las jornadas de movilidad sostenible, algo que ha tildado de “broma macabra” y de “bofetada a los pulmones de todos los sevillanos”.

Por ello, desde la federación de izquierdas se comprende que las asociaciones ambientalistas y los colectivos ciclistas o de peatones hayan decidido, por segundo año consecutivo, darle la espalda al Gobierno de Zoido y desmarcarse tanto de la organización como de la celebración de esta iniciativa, en tanto que el PP ha acabado con el sentido original de esta semana que era, precisamente, el de reducir coches y no consumir combustible.

Según Torrijos, el Gobierno de Zoido no ha demostrado en estos 15 meses ningún interés de apostar por la movilidad sostenible ni por fomentar el debate y la participación ciudadana para mejorarla, sino que se ha caracterizado por todo lo contrario, esto es, por abanderar el retorno a un modelo completamente insostenible basado en la prioridad absoluta del vehículo a motor privado y en el menosprecio sistemático a los derechos de los peatones, los ciclistas y a los usuarios del transporte público.

La derogación del Plan Centro, el desmantelamiento de la Oficina de la Bicicleta o la obsesión por acometer aparcamientos subterráneos en el casco histórico son, a juicio de Torrijos, algunas de las “evidencias irrefutables” del carácter regresivo de las políticas del PP en términos de sostenibilidad. De ahí que considere una “frivolidad” y una “tomadura de pelo” los esfuerzos de Zoido por “tratar de aparentar una preocupación por la movilidad sostenible que es sencillamente falsa”.

Free business joomla templates